Home
Nuestra Historia
  Breve historia de la Comunidad Israelita Sefaradí de Chile.

 
 

Zacarías geni (Z"L)
 
Santa Isabel, 356: primera Sede Social de la Comunidad Sefaradí en Santiago, inaugurada en 1925
 
Club Social, Eliodoro Yañez 824, segundo piso, inaugurado en 1952.


Aunque llegaron algunos Sefaradim durante la colonización Española, la mayoría de los Sefaradim  llegan a Chile a principios del siglo XX esencialmente de Monastir (Bítola) y Smirna.  Se establecen en Temuco, Valparaíso, Santiago, La Serena y Ovalle, entre otros.

En 1924, 30 Sefaradim de Santiago se reúnen con Zacarías Geni (z.l.) y deciden fundar una comunidad sefaradí.  Los estatutos de 1924 enfatizan: los lazos fraternales entre socios; sostener una Sinagoga a la usanza sefaradí; apoyar al movimiento Sionista; fundar y sostener escuelas de enseñanza hebrea; crear una biblioteca; mantener un local social; no inmiscuirse en la política nacional.

En 1925 se inaugura la Sede Social en Santa Isabel 356,  en 1926 se abre el cementerio y en 1927 se obtiene la personería jurídica y se forma el primer Directorio, bajo la Presidencia de Mauricio Palombo Palombo (z.l.).  En 1928 funciona un Talmud Torá, un grupo femenino, se organizan bailes, veladas, conferencias y ozer dalim (ayuda a los necesitados), y en 1929, juegos de naipes.  En 1931 funciona la Jevrá Kadishá, se pone más énfasis en Culto, en Sionismo y en ozer dalim para los primeros refugiados del nazismo.

En 1933 se crea la Comunidad Israelita Sefaradí con nuevos estatutos, se incorpora la primera mujer al Directorio, Matilde Arditi Danon de Veit (z.l.), y hay un coro de niños para Yamim Noraim.  A raíz de la crisis económica, se establece el “Libro Negro Ají” de los socios sin cuota y se ofrecen servicios médicos gratuitos.  

En 1934 la CIS cuenta con 288 socios y el Talmud Torá con 55 niños.  En 1938 se reglamentan los juegos de naipes, se nombra al primer Director de Juventud, Salvador Telias.  La CIS ayuda a Sefaradíes en Francia y en China, a la Universidad Hebrea, subvenciona al policlínico y da asesoría legal gratuita.  En 1942 se crea el grupo Juventud Israelita Sefaradí (JIS), con organización de paseos, charlas, obras de teatro, etc.

En 1945 se pone la primera piedra del Templo Maguen David en Santa Isabel 80 y en 1946 se inaugura.  En 1949 se crea la Wizo Sefaradí.  En 1952 se edita el primer Boletín de la CIS y se abre el Club Social en Eleodoro Yañez 824.  En 1954, la Noar Hatzioni empieza a activar en los recintos de Santa Isabel 356 y la Jevrá Kadishá dona una Genizá para enterrar a los libros deteriorados.  En 1956 se cierra la Comunidad de Rancagua y entrega sus bienes y artículos de culto a la CIS. Hacia fines de los años 1950 la CIS pasa por problemas y hay socios que se retiran.  


Pero pocos años después se reactiva y en 1962 se compran libros de oración en Hebreo con traducción al Español.  En 1964 se crea la Central Sefaradí y el Comité de Damas, tiene lugar la primera Convención Sefaradí y la “segunda generación” se integra a la dirigencia.  Se inaugura una Sede Social en Lyon 837.   En 1968 se nombra a un “Directorio de renovación”.  En 1969 se afilia al movimiento conservador a través del Consejo Mundial de Sinagogas.  En 1972 la CIS participa en la creación de la Federación Sefaradí Latinoamericana (FESELA), se crea el Instituto de Estudios Sefaradíes y se organiza el primer campamento juvenil.  Se hacen Seder de Pesaj con el Estadio Israelita Maccabi. 

En los años que siguen, la CIS es considerada un modelo para las demás Comunidades.   A partir de 1976 se forma el Coro Sefarad, se publica el Vocero, se inician las Semanas Sefaradíes, se forma el grupo cómico Jerzizes de Karavana y se recibe en custodia y documenta diversos objetos de uso diario y religiosos que, finalmente llegan a conformar el Museo Sefaradí que se inaugura formalmente en 1994 aunque se organizan exposiciones itinerantes varios años antes.  Con la contratación en 1978 del Rabino Angel Kreiman Brill (z.l.), la CIS se abre también a socios Ashkenazim, fortalece las relaciones con las demás Comunidades de Chile y también con FESELA y el número de socios crece fuertemente.  Esto lleva a la construcción del Templo Maguen David (primera piedra puesta en 1987 e inauguración en 1988) y de espacios para oficinas, salas de clase y también una Mikvé en Avenida Lyon 812, bajo la dirección del arquitecto Salomón Camhi Avayú.

A principios de los años noventa, en una Asamblea y después de un fuerte debate, se decide rescindir el contrato del Rabino Angel Kreiman (z.l.); esto también lleva a la fusión del Movimiento infanto-juvenil Ramah con el Movimiento del Círculo Israelita para formar el Movimiento Bet-El, que sigue activando en el Círculo (ahora Mercaz).  En los años que siguen, la CIS busca el equilibrio entre la línea religiosa conservadora, la conservación del legado cultural sefaradí en sus diversos aspectos y su base de socios cada vez más diversa.  La Semana Sefaradí, con sus comidas típicas, presentaciones de folclor y otros actos culturales y sociales, sigue siendo cada año un hito en el Yishuv.

En 2011, en una apuesta para un acercamiento al resto del yishuv y para un mayor trabajo con la juventud, la CIS acepta la invitación del Estadio Israelita Maccabi de instalarse en el Estadio en Av. Las Condes 8361 y ambas instituciones firman un Convenio de Colaboración para Actividades Conjuntas.  Paralelamente, hace un renovado esfuerzo en el ámbito cultural con, entre otros, la presentación de  conciertos con músicos de excelencia a nivel mundial.