Uno de los temas que más preocupa a la sociedad en nuestro país es la obtención de justicia.

La base para que una sociedad pueda progresar y desarrollarse de tal manera, que sus integrantes se siéntan tranquilos y puedan llevar a buen puerto sus tareas y objetivos es que las instituciones encargadas de la seguridad y la justicia cumplan a cabalidad sus tareas y gocen de la confianza de la población.

La Torá nos dice al comenzar esta parasha….. “Y estas son las leyes”, con esa expresión de conjunción se nos indica que las muchas leyes que se nos enseña en esta parasha están unidas a las enseñanzas de la parasha que leímos la semana pasada y por lo tanto nos llegan a nosotros directamente desde el monte Sinaí al igual que los diez mandamientos.

La tradición judía establece que existen 7 mandamientos que son vinculantes para toda la humanidad más allá de los 613 que recaen sobre el pueblo judío.

Uno de esos 7 mandamientos (conocidos como sheva mitzvot bnei Noaj, 7 mandamientos para los hijos de Noé) es el de establecer tribunales de Justicia.

Por lo tanto de acuerdo a la visón judía toda nación y toda sociedad (no solo la judía) está obligada a tener un sistema judicial confiable. En la parasha que leímos la semana pasada se nos dan las condiciones que debía reunir un juez para ser apto para tal función.

En la parasha de esta semana, denominada Mishpatim se nos presenta un diagramado de leyes básicas que constituyen el fundamento de toda sociedad civilizada. El Talmud dedica un tratado completo para la organización judicial en el antiguo Israel conocido como Sanhedrin.

La misma Tora en diversas oportunidades hace mención a la urgente necesidad de buscar y perseguir la justicia.

Las diferencias que observamos en estas semanas entre los distintos actores que ayudan a traer seguridad y justicia a nuestra sociedad y a nuestro país, son un problema serio que hace a la gente desconfiar de sus instituciones.

En momentos en que en nuestra nación la obtención de justicia y las dificultades en llegar a ella se profundizan corresponde oír el mensaje de nuestras fuentes más tradicionales y ahondar en ellas.

La Torá con su inmenso contenido nos enseña el camino a seguir aún en nuestros días demostrando su profunda actualidad y vigencia.

Shabat Shalom!!!

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 




 

 

 


Si sabes de alguien que no está recibiendo el jadashot envíanos sus datos a socios@sefaradies.cl
 
Campaña de actualización de datos de socios y amigos
de la Comunidad Sefaradí.



Esta información será utilizada sólo en la base de datos de nuestra Comunidad para así estar presentes en los momentos más importantes de tu vida y darte una mejor calidad de servicio a ti y a tus seres queridos. Envíanos la información a:

socios@sefaradies.cl


Actualiza tus datos on-line

>>>AQUÍ