Parashá Shlaj Leja / לחה שלח פרשת por Rabino Efraim Rosenzweig

Las dos principales transgresiones cometidas por los hebreos durante su travesía por el desierto fueron: el pecado del becerro de oro y el pecado de los espías.

El primero de estos pecados aparece relatado en la parasha Ki Tisá, que pertenece al libro de Shmot, Éxodo.
El segundo, el de los espías, es relatado en la parasha que leemos este Shabat, la porción conocida como Shlaj Leja.

En la historia del becerro de oro, el pueblo, inquieto por la demora de Moshé en descender del Sinai, decidió usar sus joyas y fundir un becerro de oro y adorarlo como una deidad. D-s castigó a los participantes en el episodio, pero no impidió que el plan de la travesía por el desierto prosiguiera su curso.

En el episodio de los espías, Moshé envía doce espías-uno representando a cada tribu de Israel- a recorrer la tierra de Cnaán para determinar las características del territorio que iban a conquistar y como eran sus habitantes.

De los doce espías que recorrieron la tierra de Israel, diéz dijeron que era imposible conquistarla porque las ciudades estaban amuralladas y sus habitantes eran gigantes poderosos. El pueblo les creyó y lloraron amargamente, convencidos que no podrían frente a sus oponentes. D-s castigo a toda la generación determinando que vagarían por el desierto 40 años.
En el primer caso, el del becerro, el castigo a la idolatría, no impidió que continuaran la marcha hacia la tierra prometida. En el segundo episodio, el de los espías, donde solo expresaron lo que vieron, fueron duramente condenados a morir en el desierto.

Esa generación; los mayores de veinte años que salieron de Egipto, no tendrían el mérito de ingresar a la tierra de Cnaán y no serían merecedores de recibir la promesa divina.

Porque la diferencia? Acaso la idolatría no es peor que la falta de confianza?

La Tora nos enseña que si tengo un propósito en la vida, puedo no tener fe en un ser superior que me trasciende, pero, peor aún, es no tener confianza en uno mismo.
Tal vez a esa generación le correspondía aquella máxima de “quien no cree en milagros no es realista”.
Si no tengo confianza en mis propias fuerzas o mis propias capacidades, en lo que puedo dar y lo que puedo conseguir, no tengo ninguna opción para emprender nada.

Tengamos fe y confianza en nuestras posibilidades y conseguiremos lo que nos proponemos.

Shabat Shalom!!

PALABRAS DE LA EDITORA por Kelly Armoza

A través de este medio por el cual estuve en contacto con ustedes cada semana, hoy quiero aprovechar la oportunidad para despedirme.

Este es mi último Kabalat Shabat como Directora Ejecutiva de la Comunidad Israelita Sefaradí.

Agradezco primeramente al ex Presidente Claudio Bitrán quien me eligió para cumplir esta importante función, a nuestro actual Presidente Abraham Cohen y a la Secretaria General de la Comunidad y Directora de Administración Martine Dirven, con quienes trabajé en forma muy estrecha los últimos dos años. Ellos confiaron no sólo en mi trabajo en la Comunidad, sino en mí como persona y como profesional. Fue un honor trabajar junto a ustedes.!

No puedo irme sin expresarle mi gran admiración Al Rab Dani por su sencillez, su inteligencia, su calidez humana, y por estar siempre presente junto a su familia en cada situación comunitaria.

También al Rab Efraim que desde su llegada siempre tuvo la mejor disposición para integrarse en nuestras actividades. Gracias queridos Rabinos. Son grandes!

Esta semana más allá de haber visitado y haberme despedido personalmente en cada clase y grupos de estudio, quiero hacer pública mis felicitaciones a los profesionales por la pasión que entregan en cada encuentro semanal con sus alumnos, a la Teacher Gaby, al Profe Leonardo, al Maestro de música Juan, a la Morá Sandra y al Moré Rodolfo.

Fue maravilloso compartir cada viernes con nuestros Jazanim Tito, Fernando, Elías y Rodolfo quienes le dan ese toque alegre, joven y lleno de energía, que tanto bien le hace a nuestra Comunidad.

A mis compañeros Mary y Pepe quienes ponen el hombro y la buena disposición para todo y para todos. A Elizabeth de Marketing que siempre está con la mejor actitud; y en especial a Perla y Deborah, las chicas de la Administración. Con ellas hemos compartido los últimos años, más horas en la oficina que en nuestras propias casas, intercambiando constructivamente opiniones, anécdotas, corridas para llegar siempre a tiempo con nuestras tareas, sintiendo juntas los desafíos y los logros; pero lo más fuerte siempre fue el abrazo cálido y sincero de cada fin de jornada, lo que hizo que nos sintiéramos parte de una familia.
Gracias equipo!!

Y a todos ustedes queridos socios y amigos.
Me llevo en mi mochila luego de 4 años de mucho esfuerzo, hermosos momentos compartidos, abrazos, y por sobre todo mucho cariño recibido de grandes personas que son parte de esta Comunidad.

Mi mensaje…, quieran a la Comunidad, participen, háganse el tiempo, opinen, asistan a las actividades y eventos, propongan ideas, involúcrense.

La comunidad es de todos y no se hace sola, ni con unos pocos.

Me voy contenta y con la satisfacción de la tarea cumplida. Se cierra una etapa en mi vida y comienza un nuevo rumbo con nuevos proyectos y desafíos, en los que pondré toda la pasión y energía que puse en nuestra Comunidad.
A partir de hoy colocaré un nuevo traje a mis sueños…

Shabat Shalom




ACTIVIDADES & EVENTOS

Junio
Viernes 16 Día del Padre - Kidush a cargo del Comité de Damas
Lunes 19 Charla con Gabriel Ben Tasgal - Sinagoga Sefaradí 19:30 hrs.

Julio
Sábado 1 Shajarit Bar Mitzva Martin Kaliman
Sábado 29 Compromiso de Matrimonio Graciela Ergas Letelier y Daniel Rossi R.

Agosto
Sábado 5 Minja Bar Mitzva Gabriel Sidi
Sábado 19 Shajarit Bar Mitzva Hans Hartmann

Septiembre
Jueves 21 y Viernes 22 Rosh Hashana
Sábado 30 y Domingo 1° Iom Kipur

CULTURA
ESTA SEMANA

PRESENTACIÓN LIBRO PREFIERO CHILE DE HERNÁN RODRIGUEZ FISSE

Recuerdos de un alumno de Primaria y Secundaria. por Leonardo Navarro A.

En estos días del atardecer de un gobierno que postuló como una de sus metas centrales la Reforma Educacional, me viene insistentemente a la memoria la figura inolvidable del “pije” Hidalgo, mi profesor de los tres últimos años de Primaria (hoy Básica) en el Liceo de Copiapó.

Lo veo en el aula, o en la calle Atacama, siempre impecable en su terno sin arrugas, su alba camisa y su corbata anudada a la perfección (debo confesar que aun hoy soy incapaz de hacer esos nudos perfectos).

Siempre amable y serio, respondiendo a los saludos de los paseantes, de todos los paseantes. Era un personaje de la vida copiapina, respetado y querido por todos (comparable, probablemente, sólo al médico y al juez). Tal vez los “técnicos” de la Reforma puedan encontrar aquí una pista: ¿qué se debería hacer para que el educador vuelva a ser un maestro respetado por alumnos, padres y apoderados, una figura fundamental, pilar de la comunidad?

Pero vamos al aula. Encontraremos allí algunas prácticas que para muchos hoy parecen añejas, como los ingeniosos “castigos” que nos aplicaba cuando no sabíamos la lección o cometíamos una falta a la disciplina (¡qué tiempos aquellos! como dice el tango, en que exigir un comportamiento disciplinado no era una violación a los “derechos humanos”). Recuerdo, por ejemplo, aquel día en que nos fuimos jugando al “hachita y cuarta” con mi amigo Barrera y llegamos atrasados a clases. No teníamos justificación, ni se nos ocurría alguna explicación, dijimos que no sabíamos por qué. El castigo fue quedarnos después de clases a ayudar a los rezagados, hasta que supiéramos por qué.

Terminada la jornada escolar, los alumnos más atrasados se quedaban a hacer sus tareas en el aula, ayudados por los alumnos más aventajados, pues la solidaridad (no la competencia ni el individualismo) era un valor que el “pije” nos había inculcado desde el primer día de clases. A su aula no se iba a competir, sino a avanzar todos juntos. Hay aquí otra enseñanzas para los “reformadores”: la verdadera educación sólo puede descansar en el diálogo con el otro (el maestro, los condiscípulos, la sociedad).

En fin, hay muchos recuerdos de cómo el “pije” fue forjando nuestra personalidad, pero hay uno al que no quiero dejar de referirme: su recurso a la importancia de la memoria como herramienta en el proceso de enseñanza-aprendizaje, en estos días en que memorizar se considera algo obsoleto (casi obsceno) y torturante. El “pije” (¡horror de horrores!) nos hacía memorizar una poesía a la semana y recitarla en el aula. Gracias a ello, aprendimos a concentrarnos, a fortalecer la memoria (a recordar... “le contarás a tus hijos”) a desarrollar la sensibilidad estética y emocional, a desarrollar nuestra personalidad frente a los demás, a conocer a los grandes poetas del mundo. Todos salimos ganando de esa experiencia y, hasta donde sé, nadie resultó traumatizado. Soy un convencido de que existen conocimientos que hay que aprender de memoria, y al mismo tiempo manejar realmente su sentido, saber cómo y cuándo aplicarlos, discernir, y ello no es posible recurriendo mecánicamente al “artefacto inteligente”.

¡Gracias, querido “pije” Hidalgo, por ser lo que fuiste, apegado a tus métodos (que hoy vendría bien recordar), exigente y cariñoso, culto y siempre cercano.

Y si de recuerdos estudiantiles se trata, no puedo dejar de mencionar los años del INBA (Internado Nacional Barros Arana). Éramos cerca de un millar de alumnos, todos internos, la mayoría de provincias. El INBA era nuestro segundo hogar, allí recibimos conocimientos, pero también valores humanistas y cívicos. Aprendimos a respetarnos, a ser solidarios (por ejemplo, cuando llegaban las encomiendas con exquisiteces enviadas por nuestras madres ¡qué festines aquellos!), a tener opiniones propias y saber fundamentarlas, escuchando al “otro”. También a divertirnos y transgredir algunas normas (esos enfrentamientos con los cadetes de la Escuela Militar, disputándonos la atención de las liceanas, en la Plaza Brasil, y luego ¡a vestir la estatua de Don Diego con los gorros y espadines conquistados! O el revuelo cuando ingresaba a practicar básquet un grupo de niñas del Liceo vecino (y nosotros tratando de atisbar por alguna rendija de los camarines) o las esporádicas visitas a esa “casa de remolienda” cercana o las ilegales escapadas a la laguna de la Quinta Normal.

Mucho de lo que era el INBA en esos años, se debía a la personalidad de sus docentes. Como Dussuel, el genial profesor de Física, siempre a “medio filo” o el “enano” bibliotecario, que nos inició en lo mejor de la literatura universal, prestándonos ciertos libros “no recomendables”. Pero hoy quiero recordar especialmente al maestro judío, don Miguel Zaidel, nuestro profesor de filosofía, capaz de orientar a cada alumno individualmente, según sus intereses, conocimientos y capacidades. Jamás olvidaré aquel día en que me llamó y me dijo: “tú manejas ya los conocimientos del programa de este curso, así que te propongo que elijas un tema filosófico-cultural de tu interés y te dediques a investigarlo a fondo”. Fue un año estudiando a fondo la poesía de Vladimir Maiakovski. Fue un año de aprendizaje profundo de estética, métodos de investigación, redacción, etc. Fue también un año feliz.

¡Gracias a usted también don Miguel!

LIBRO DE LA SEMANA por Joyce Abeliuk

Titulo: Delirio
Autor: David Grossman
Género: Novela
Editorial: Lumen, Buenos Aires, 2011

David Grossman (Jerusalén, 1954), es uno de los escritores contemporáneos más laureados y un firme candidato al Premio Nobel. Entre sus publicaciones, que comprenden novela y ensayo, destaca La vida entera (2010), con la que ha ganado numerosos premios. Es un hombre muy implicado en el diálogo israelí-palestino, hasta el punto que ni siquiera la muerte de su hijo en el campo de batalla ha frenado su lucha por la paz. Aunque en Delirio no demuestra su faceta como activista, sin duda tiene muchos puntos de interés a los que merece la pena prestar atención.

A grandes rasgos, esta novela habla de los celos, de la obsesión a la que puede llegar una persona que cree que está siendo engañada.

Su planteamiento es sencillo: Elisheva, una mujer de mediana edad, sale de casa todos los días para ir a la piscina y regresa al cabo de una hora. Sin embargo, su marido Shaul ve mucho más: empieza a pensar que ella le engaña e imagina sus encuentros con otro hombre. En un viaje en coche junto a su cuñada, Esti, se sincera y le habla de la infidelidad de su esposa, un relato en el que sin proponérselo expresa mucho más de sí mismo que de Elisheva. Porque, al final, si hubo adulterio o no es lo de menos: lo que destaca de esta obra es la inseguridad del ser humano y su capacidad para multiplicar cada detalle, delirar, elaborar una realidad, su realidad, a partir de suposiciones.
Quien haya conocido los celos alguna vez (propios o ajenos) entenderá esta actitud que roza la paranoia, el hecho de ver solo el lado malo de cada situación que incumbe a su esposa y, todavía más, figurarse a la pareja con la otra persona, recrearse en los matices y hacerse daño a uno mismo pensando que el amante siempre es mejor que él.

Shaul está convencido de que el hipotético novio de Elisheva le da lo que él no le ha dado nunca, y ahí, en la construcción de un hombre ideal que tiene todas las virtudes que a él le faltan, se encuentra la clave de lo me ha transmitido esta novela. También resulta interesante el papel de la cuñada, que nunca había tenido confianza con Shaul y ahora se ve de pronto en medio de un camino que no sabe qué le depara. La novela recoge los pensamientos de ella y la manera en la que interpreta el matrimonio entre Shaul y Elisheva, desde que los conoció hasta ahora. Su rol es importante y a la vez refleja esa sensación de que parece más fácil abrirse a un desconocido que hablar directamente de nuestras preocupaciones con el implicado.

La edición de Lumen cuenta con unas interesantes reflexiones del autor, entre las que hay declaraciones como ésta: “Tengo muy claro que cuando una persona cualquiera (…) se ve atrapada de pronto en el remolino de los celos, al instante se convierte en un dramaturgo al que se le ocurren las situaciones más exaltadas, que pormenoriza con su imaginación hasta en los más mínimos detalles”. Grossman plasma este sentimiento de forma brillante a lo largo de las doscientas páginas de Delirio, con una prosa impecable, llena de oraciones subordinadas y con un buen manejo del estilo indirecto libre. Hace honor a la creencia popular de que los escritores candidatos al Nobel son densos y difíciles de leer; en cualquier caso, si se tiene tiempo y paciencia para saborearlo con calma, se puede aprender mucho de sus palabras.


Feliz Cumpleaños / יום הולדת שמח


Comunidad Israelita Sefaradí sueltamos a ti un kumpleanyos alegre.
Munchos anyos buenos, salud i vidas largas, asta sien i vente!!"

 

16
Daniela Chame Budnik

17
Alberto Pardo Telias
Alvaro Luis Jaime Santillana
Buena Perla Ergas Hasson
Linda Werbin Rosenblat
Raisa Dbora Staub Rodio

18
Aron Cohen Hasson
Colomba Nahmias Schachner
Elizabeth Zimerman De La Vega
Rafaella Mandler Hites
Raquel Alvo Camhi

20
Sergio Ulloa Wexman

21
Alberto Daniel Gonzalez Cortes
Jose Ergas Alvo
Luis F. Yudilevich Korenblit

22
Nissim Cazes Alaluf
Rafael Alevy Perez



RECORDACIONES COMUNIDAD ISRAELITA SEFARADÍ
Este Viernes 16 Sábado 17 Junio 2017: 23 al 29 de Sivan
dedicaremos el Kadish de duelo, a la bendita memoria de las siguientes personas Z”L
HOMBRES

Alberto Grimberg Teitelman (Z.L.)
Alberto Navon Ergas (Z.L.)
Alejandro Cotero (Z.L.)
Andrés Grimberg Mordoj (Z.L.)
David Navarro Cavallini (Z.L.)
Herbert Josué Levy Camhi (Z.L.)
Isaac Assael Levy (Z.L.)
Isaac Joel S. (Z.L.)
Isidoro Rosenberg Gelbman (Z.L.)
Jacob Albala Levy (Z.L.)
José Arazi Isaac (Z.L.)
José Suarez Behar (Z.L.)
José Tchimino Cohen (Z.L.)
Joshua Litvak Guilbus (Z.L.)
Leopoldo Arinovichi Fatelevich (Z.L.)
Manón Asriel Cohen (Z.L.)
Mauricio Kohan Yankelevich (Z.L.)
Moisés Abaud Calomitty (Z.L.)
Simón De Mayo Levy (Z.L.)

  MUJERES

Blanca Schatz Grass (Z.L.)
Diana Esther Albala Albala (Z.L.)
Ester Barouch Farji de Galemiri (Z.L.)
Ester Nachary Misistrano de Bitrán (Z.L.)
Hilda Friedman Blum de Salkosky (Z.L.)
Julia Noemí Gabriela Arditi Jara (Z.L.)
Luisa Massoth Arueste de Nahmías (Z.L.)
Luna Arditi Danon de Jacard (Z.L.)
Luna Cassorla Camhi de Telias (Z.L.)
Luna Nahmias Levy (Z.L.)
Mery Sidi de Odara (Z.L.)
Raquel Calderón Crispin de Ventura (Z.L.)
Rita Esquenazi Israel de Telias (Z.L.)
Victoria Yessouroun Yessouroun (Z.L.)

Descansen sus almas en Gan Eden .ת.נ.צ.ב.ה
 
El próximo Viernes 23 Sábado 24 Junio 2017 : 30 Sivan al 6 Tamuz
dedicaremos el Kadish de duelo, a la bendita memoria de las siguientes personas Z”L
HOMBRES

Alberto Chame Levy (Z.L.)
Alejandro Ehrenfeld Klein (Z.L.)
Bernardo F. Davis Fuchs (Z.L.)
David Gateño Cohen (Z.L.)
David Levy Calderon (Z.L.)
Gabriel Bitran Palombo (Z.L.)
Isaac Tchimino Cohen (Z.L.)
Jacob Calderon Testa (Z.L.)
Jacobo Klerman Yaffe (Z.L.)
Jaime Camhi Pardo (Z.L.)
Jaime Pérez (Z.L.)
José Avdaloff Kaleff (Z.L.)
José Ventura Abuaf (Z.L.)
Lázaro Alaluf Caperuto (Z.L.)
Marcos Ventura Mordoh (Z.L.)
Miguel Haichelis Sterenberg (Z.L.)
Moisés Telias Sabah (Z.L.)
Rafael Cohen M. (Z.L.)
Rafael Nahmias Confino (Z.L.)
Raúl Nissim Paz (Z.L.)
Salvador Cassorla Cassorla (Z.L.)
Salvador Catan (Z.L.)
Simón Sawicki Mazza (Z.L.)
Vitalis Hadjes Alfesi (Z.L.)

  MUJERES

Ernestina Levy Farach (Z.L.)
Ester Arueste de Moise (Z.L.)
Ester Levy de Sarfati (Z.L.)
Fanny Muchnick Rosenblum (Z.L.)
Karen Grinstein Feldman (Z.L.)
Magdalena Bruckman de Alcalay (Z.L.)
Rosa Balobra de Leopoldo (Z.L.)
Sara Abuaf Russo de Amon (Z.L.)
Sara Almelej de Aelion (Z.L.)
Silvia Nahmías Massoth (Z.L.)
Sofía Klinger de Levenzon (Z.L.)

Descansen sus almas en Gan Eden .ת.נ.צ.ב.ה
LEILUI NISHMAT
Para honrar la memoria de un ser querido se acostumbra hacer tzedaká a los más necesitados u ofrecer un kidush comunitario, en Kabalat Shabat o en Shajarit de Shabat.
Si estás interesado en hacerlo o deseas informarte al respecto, por favor contáctate al tel 222 020 330 anexo 200/300 o contacto@sefaradies.cl

CIS Comunidad Israelita Sefaradí, Av. Las Condes 8361 222 02 03 30 contacto@sefaradies.cl

Si sabes de alguien que no está recibiendo el jadashot envíanos sus datos a contacto@sefaradies.cl
 
 
 
 
Campaña de actualización de datos de socios y amigos
de la Comunidad Sefaradí.



Esta información será utilizada sólo en la base de datos de nuestra Comunidad para así estar presentes en los momentos más importantes de tu vida y darte una mejor calidad de servicio a ti y a tus seres queridos. Envíanos la información a:

contacto@sefaradies.cl


Actualiza tus datos on-line

>>>AQUÍ
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player